01. ¿Quién puede utilizar las Pruebas de Comprensión Lectora?

La aplicación está pensada para ser utilizada con alumnado de Educación Primaria, pero se puede aplicar en otras etapas educativas.

02. ¿Qué hay que hacer si la escuela quiere utilizar las pruebas?

El centro debe darse de alta como socio de la AMCL. Hay que clicar en el botón ALTA, situado en la parte inferior derecha de la web, rellenar el formulario de solicitud de alta y abonar la cuota anual. Una vez el centro haya recibido el OK de la AMCL,  ya podrá utilizar la aplicación.

03. ¿En qué lenguas se pueden realizar las pruebas?

En catalán, castellano, inglés e italiano. Las pruebas de inglés se han diseñado considerando que es segunda lengua. Cada centro decide qué pruebas quiere pasar y a qué cursos.

04. ¿Cuánto cuesta utilizar la aplicación de las Pruebas de Comprensión Lectora?

El centro debe darse de alta como socio de la AMCL. La cuota anual es de 40€. Esta cuota da derecho que todo el alumnado del centro pueda realizar las Pruebas de Comprensión Lectora. También incluye una sesión de formación para dos personas de la escuela así como ayuda telemática y telefónica necesaria.

05. ¿Qué cursos pueden realizar las pruebas?

En catalán y castellano, las pruebas están diseñadas para que se puedan hacer desde segundo hasta sexto. En inglés desde tercero hasta sexto. Y en italiano desde segundo hasta quinto.

06. ¿Cuántas veces se pueden pasar las pruebas durante el curso?

La aplicación permite pasar las pruebas un máximo de dos veces durante el curso (normalmente al principio y al final). Pero no es obligatorio. Cada centro decide cuantas veces las pasa, y también en qué momentos del curso.

07. ¿Cuántas preguntas tiene una prueba?

Tanto en catalán como en castellano los alumnos de segundo deben leer tres lecturas y responder a seis preguntas de cada lectura. En total 18 preguntas. Los alumnos de tercero a sexto deben leer cuatro lecturas y responder, también, a seis preguntas de cada lectura. En total 24 preguntas. En inglés deben leer tres textos y en función del curso las preguntas varían desde 12 hasta 18.

08. ¿Cuánto tiempo tiene el alumnado para hacer una prueba?

La duración media de una prueba se sitúa entre  60 y 75 minutos. Teniendo en cuenta la diversidad del alumnado, algunos realizarán la prueba en menos tiempo y otros necesitarán más.

09. ¿Se puede hacer una prueba en dos partes?

Sí. Si el profesor/a lo cree oportuno, un alumno/a puede realizar la prueba en dos partes (por ejemplo, hoy y mañana). Cuando el alumno/a acabe todas las preguntas de un texto, puede salir de la aplicación y, cuando al día siguiente retome la prueba, lo hará  en la lectura siguiente.

10. ¿Todo el alumnado de un grupo debe pasar la misma prueba?

No. A cada alumno/a se le puede asignar la prueba que el profesor/a considere más adecuada. El niño/a realizará la misma prueba en las dos aplicaciones.

11. ¿Puede un alumno/a repetir una prueba?

Sí. En el caso que el profesor/a considere que un alumno/a debe repetir una prueba en su totalidad, se pueden borrar todas las respuestas y comenzar de nuevo desde el principio.

12. ¿Cómo se presentan los resultados?

De cada alumno/a se presentan los resultados globales con el porcentaje de aciertos y el nivel de comprensión lectora. También se pueden ver los resultados desglosados por procesos de comprensión (informativo, inferencial, comprensión global y evaluación del texto), así como las representaciones gráficas correspondientes. Cuando un alumno/a ha finalizado la segunda aplicación se presenta una comparativa de resultados. Después de dos o más cursos realizando las pruebas, se puede consultar el histórico de resultados de cada alumno/a.

¿No encuentras lo que buscas?
Escríbenos e intentaremos resolver tus dudas.

Contacta